ÚLTIMA HORA
En breve ampliamos
Noviembre
1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12 13 14 15 16 17 18 19 20 21 22 23 24 25 26 27 28 29 30
GT World Challenge Europe

Y por fin, conquistamos el mundo

30/06/2017 | Victor Forner | Fotos: Press | Leído: 1762

La pasada madrugada del 24 al 25 de junio, el automovilismo español vivió uno de sus momentos más importantes de la historia. Lástima que éramos pocos los que le estábamos prestando atención. Es una verdadera pena que, lográndose lo que se logró en los 1000 kilómetros de Paul Ricard, y pese a que la "Armada Española" en las Blancpain es cada vez más grande, el seguimiento de esta categoría, u otras con pilotos menos conocidos, es aún bastante reducido.

 

Antes de empezar la carrera, ya se sabía que podía ser un gran día para el automovilismo español. Miguel Molina partía desde la segunda posición gracias a un fantástico trabajo de Davide Rigon, Albert Costa por méritos propios salió cuarto, con Andy Soucek, Dani Juncadella y Antonio García en octava, novena y décima posición. Lucas Ordoñez haría lo propio desde la trigésimo segunda plaza, con Miguel Toril (en un coche Pro-Am) diez posiciones por detrás.

 

La carrera dio comienzo, y los pilotos españoles empezaron a escalar todavía más posiciones. En las primeras dos horas de carrera, hubo dos pilotos en especial que nos hicieron soñar. Lucas Ordoñez, pese a haber salido muy atrás, remontaba como un poseso con su Nissan GT-R. Aprovechando su velocidad punta, se coló en el top 10 dando un auténtico recital de adelantamientos. El otro piloto que nos hizo soñar fue Albert Costa, que con el Jaguar de Emil Frey, coche no oficial, le plantó cara a Maximilian Bühk para colocarse líder de la carrera.

 

Sin hacer mucho ruido, llegamos al ecuador de la carrera con Andy Soucek en cabeza, y otros tres pilotos españoles entre los diez primeros. Antonio García demostró su polivalencia, lo mismo una semana atrás estaba peleando con su Corvette por las 24 horas de Le Mans, que en ese momento estaba subido a un Audi R8 GT3 rodando entre los cinco primeros contra pilotos habituales de la categoría. Pero no todo iba a ser buena suerte. Albert Costa, pese a haber liderado la carrera, tuvo problemas en el relevo de Emil Frey, y cayó hasta más allá de la trigésima posición. Por otra parte, Dani Juncadella fue capaz de volver a estar entre los diez primeros, con dos horas por delante.

 

Paul Ricard nos debía una. Nos la debía después de que Andy Soucek perdiera la carrera el año pasado cuando lideraba por medio minuto por un incendio durante el último repostaje. Pero en esta ocasión la suerte parecía estar de nuestra parte. En las últimas dos horas, se demostró que hasta los GT3, los GTs fabricados en masa, máquinas casi infalibles, fallan cuando se fuerzan al máximo. Con el corazón en un puño, viendo lo que sucedía, vimos caer al Ferrari #50 de Alessandro Pier Guidi y el Mercedes #84 de Buhk.

 

Con la última ronda de paradas por delante, teníamos cinco pilotos españoles entre los seis primeros, impidiendo el re-poker el Mercedes #4 de Luca Stolz. Pero finalmente ocurrió. Con poco menos de media hora para el final, el Mercedes falló. Tuvo que entrar en boxes, y dejó el resultado perfecto, con los cinco coches de los españoles en cabeza. Fue una media hora angustiosa, con René Rast adelantando al Nissan de Ordoñez y al Mercedes de Juncadella, para colocar el Audi #1 de García en tercera posición.

 

Y finalmente sucedió. Andy Soucek cruzó la línea de meta, y por fin ganó para Bentley una carrera de las Endurance Series. Davide Rigon cruzó segundo, con el coche de Miguel Molina, con Antonio García tercero. Dani Juncadella fue cuarto, y Lucas Ordoñez quinto. Era algo increíble, era algo histórico. Y como siempre me siento mal, hablando como si el mérito fuera únicamente de los pilotos españoles, cuando sus geniales compañeros hicieron también un fantástico trabajo.

 

Yo no me lo creía, nunca creí que cinco pilotos españoles fueran a hacer un top 5 en una competición de GTs a nivel mundial. Me acordé entonces de cuando me aficioné a las carreras de GTs, allá por 2010 en el circuito de Valencia, con Álvaro Barba y Pierre Kaffer ganando en el GT Open con un Ferrari 430 de AF Corse. Desde ese momento he visto casi todas las carreras de GTs internacionales, he seguido muchos pilotos, y he visto la evolución de muchos otros. El seguimiento y el interés de este tipo de carreras en España es prácticamente nulo, y es una verdadera lástima.

 

Antonio García, Miguel Molina, Dani Juncadella, Lucas Ordoñez, Andy Soucek, los hermanos Toril, Álex Riberas, Fran Rueda, Albert Costa y más, todos son unos pilotos de primer nivel. Es una verdadera lástima que no tengan el seguimiento que merecen, corriendo en los campeonatos más importantes del mundo. Pero a mí eso ya me da igual, son unos luchadores, son unos pilotazos. Hemos conquistado el mundo, hemos hecho un re-poker en el campeonato de GTs más importante del mundo, pero esto es solo el principio. Orgulloso de vosotros. 



Otras noticias


Toda la información sobre mundo de la competición de rallyes

WRC
ERC
Nacional de Asfalto
Nacional de Tierra
Internacionales
Regionales
Históricos
Otros
Rallyes ONLINE
Coches de calle
Toda la información sobre el mundo de la competición en circuitos

F1
WTCC
DTM
Fórmula E
WSR
Indycar
GP2 / GP3
Resistencia / GT
CER / Clio
Otros
Coches de calle
Web pensada para ayudar a la divulgación del mundo de la competición

Dossier
Webs
Comunicados
Fotografía
Vídeos (on boards)
Redes Sociales
Web pensada para poder ofrecer diferentes productos propios y ajenos para que los aficionados los puedan adquirir

Update CMP